Wednesday, July 24, 2013

El calentamiento global afecta el rendimiento de los cultivos, pero es (la falta de) agua, no el calor

Un estudio que salió el 04 de marzo de 2013 titulado:

 El calentamiento global afecta el rendimiento de los cultivos, pero es el agua, no el calor (Global warming affects crop yields, but it's the water not the heat)

Refuerza enormemente los argumentos en contra la geoingeniería del clima por medio de la Gestión de la Radiación Solar, (SRM induce sequías e inundaciones) (SRM por sus siglas en ingles).

 Pero no creo que importará mucho... ya que previamente se han hecho muchos estudios que objetivamente, éticamente y en términos científicos argumentan en contra de este tipo de geoingeniería imprudente; este comportamiento nos lleva a plantear la pregunta:

¿Son algunas de estas personas y corporaciones,  promotores de estos tipos de esquemas, cortadas de la misma tela que aquellos que por mucho tiempo han negado, ignorado y distorsionado los hechos sobre el cambio climático?

No tengo la respuesta, pero si creo que es muy importante hacer estudios para entender los efectos que nuestras actividades tienen sobre el clima, pero hay que tener mucho cuidado y tenemos que objetar y debatir fuertemente la implementación de este tipo de tecnologías.

Sin más aquí les dejo la traducción del artículo.

El calentamiento global afecta el rendimiento de los cultivos, pero es el agua, no el calor
04 de marzo de 2013

Global warming affects crop yields, but it's the water not the heat
(Traducción libre)

(Phys.org) - Ahora se entiende mejor el efecto que el calentamiento global tendrá sobre las plantas gracias a la modelización avanzada proporcionada por el profesor Graeme Hammer de la Universidad de Queensland (UQ), uno de los principales científicos de cultivos de Australia.
 
Durante más de una década, el profesor de Ciencias de cultivos en la Alianza de Queensland de la UQ para Agricultura e Innovación alimenticia (QAAFI por sus siglas en Inglés) ha estado desarrollando modelos de computadoras cada vez más sofisticados para predecir el crecimiento y el rendimiento de los cultivos agrícolas.

En un artículo publicado esta semana en la  revista Nature, El profesor Hammer  y sus colegas han demostrado que el  aumento anticipado de la temperatura asociada con el calentamiento global no está directamente ligado a una esperada disminución en el rendimiento.

Previamente había sido aceptado como un hecho que las pérdidas de rendimiento que atraviesan los productores de maíz durante las temporadas de calor en el medio oeste americano eran atribuibles a los aumentos de temperatura.

El estudio modelado ha demostrado que es el aumento en la demanda valorativa de agua – que causa un uso mayor de agua en las plantas –  lo que en última instancia causara la disminución en el rendimiento del cultivo asociado.
   
No es un efecto directo del estrés por calor en los órganos de la planta debido al aumento de temperatura.
‘Estos dos factores a menudo se relacionan, pero hasta ahora estábamos atribuyendo los descensos de producción proyectados simplemente a los aumentos de temperatura y estrés por calor – y es más complicado que eso', dijo el profesor Hammer.

 ‘Nuestros modelos de computadora son capaces de separar los mecanismos y explicar lo que está pasando.'

‘El aumento de temperatura significa aumento en la demanda de agua y mayor uso de agua por la planta y en última instancia más estrés por agua durante el ciclo de vida del cultivo.'

‘Una buena analogía humana sería imaginar a alguien que está parado en un desierto.
Con el aumento de la temperatura usted empezaría a sudar más y a usar más rápidamente sus reservas de agua.
Es un concepto relativamente sencillo, pero que ha sido pasado por alto hasta ahora'.

Ser capaz de predecir con precisión los descensos en la cosecha de maíz y explicar su base fisiológica es una verificación tranquilizante de los modelos de cultivo del profesor Hammer.


Datos históricos utilizados en el estudio fueron extraídos de lugares en el centro-oeste americano abarcando casi 50 años.



Otros articulos:
.
  
Disminución de Cosechas - Un Efecto del Calentamiento Global
(Extracto)

"¿Cómo reaccionan las plantas a incrementos de temperaturas? Durante el proceso de transpiración, las plantas pierden agua a través de minúsculas perforaciones en sus hojas llamadas estomatas. Debido a que el agua se evapora de la superficie de la hoja, la transpiración ayuda a la planta a mantenerse fresca, de la misma manera que la transpiración ayuda a los humanos y animales a mantenerse frescos. Así, el proceso de pérdida de agua a través de sus estomatas ayuda a prevenir sobrecalentamiento de la planta. Se proyecta que el calentamiento global signifique menos precipitación o sequía en muchas partes del mundo. ¿Cómo reaccionan las plantas frente a la escases de agua? Cuando hay menos agua disponible en el suelo, las plantas cierran las estomatas para que el agua no escape por ellas. Desafortunadamente, las estomatas cerradas no dejan que entre el dióxido de carbono(CO2) necesario para la fotosíntesis, y el crecimiento de la planta se ve reducido – la planta debe ahora escoger entre mantener el agua (estomatas cerradas) o ganar alimentos (estomatas abiertas). Cuando la planta ya no puede vivir más sin alimentos, se ve forzada a abrir sus estomatas, dejando escapar el agua. La planta, que está luchando por sobrevivir, languidece o se seca."


La sequía en el Valle del Guadalentín es agravada por la demanda evaporativa de los cultivos
(Extracto)

“El grupo de Investigación ERODERME, que trabaja sobre la desertificación en el Mediterráneo, ha concluido en un estudio que la carencia pluviométrica e hídrica que sufre la Región de Murcia se halla agravada por una mayor demanda evaporativa durante los periodos de sequía. El trabajo se ha centrado en cuantificar esta demanda y analizar estos periodos en las últimas décadas.

Artículo: "Evaporative demand and water requirements of the principal crops of the Guadalentin valley (SE Spain) in drought periods."
Autores: Sánchez Toribio, Mª.I., García Marín, R., Conesa García, C. y López Bermúdez, F.
Publicado en: Spanish Journal of Agricultural Research, Vol. 8 (S2), pp. 66-75 (2010)

La Investigación llevada a cabo por los investigadores de la Universidad de Murcia en colaboración con el departamento de riego del CEBAS-CSIC, concluye que los periodos de sequía reducen la superficie cultivada sobre todo en cultivos hortícolas, por la gran demanda hídrica y el costo adicional que suponen, disminuyendo por tanto la producción.

Para ello, el grupo, determina las secuencias de sequía pluviométrica en el Valle del Guadalentín desde mediado el siglo XX a través del Índice Estandarizado de Sequía Pluviométrica (IESP), y  cuantifica la demanda evaporativa global y por sectores. El análisis de los periodos lluviosos y secos muestra que la demanda evaporativa tiende a aumentar en proporción inversa a la intensidad de la precipitación, representando un importante aumento del déficit hídrico en los años de mayor sequía tanto en verano como en invierno.”





Creative Commons License
A #Geoengineering #Climate Issues blog - Geoingeniería by Oscar and Jocelyn Escobar is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial 4.0 International License.Licencia Creative Commons
A #Geoengineering #Climate Issues blog por Oscar y Jocelyn Escobar se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.